La denuncia de un atleta en silla que tardo más de cinco horas en ser premiado

Facebook

Los hechos ocurrieron durante el pasado Maratón de Chile, donde la mala organización que tuvo la categoría para personas con discapacidad fue el centro de todas las miradas. Guillermo Aranguiz, instructor de Zumba y atleta, apuntó directamente a la organización en una carta a través de su cuenta de Facebook.

“Varios competidores de las categorías para personas con discapacidad me comentaron lo decepcionados que están por el trato que recibieron. Por ejemplo, los maratonistas en la categoría Discapacidad Motora uso de sillas de ruedas modalidad de atletismo, me expresaban que comenzaron sin escolta y al pasar por las zonas de control, estos, no estaban instalados, sobre todo en los primeros 20 kilómetros”, así da comienzo la carta del atleta.

“Escuché también a Rodolfo Sánchez y Carlos Calixto, ambos seleccionados nacionales de paratletismo. Ellos fueron perjudicados por atletas que se inscribieron como discapacitados y son atletas convencionales. Imagino que la organización debe entender que existe una diferencia. Ellos al momento de pedir una explicación a Prokart recibieron como respuesta que debían esperar hasta el final”, agregó.

Por si fuera poco, el atleta comento que muchos de los competidores recibieron medallas que no les correspondían, o simplemente no fueron premiados. “Otro caso ocurrió con Valeria Tello, participante de Antofagasta en categoría Damas con Discapacidad Física. Ella no escuchó su premiación por competir en 21k y al momento de pedir una explicación, le hacen entrega de una medalla para varones. Situación muy similar ocurrió con Rodolfo Sánchez, recibe una medalla que no tiene relación con su posición ni género”, declaró.

El propio atleta comentó su situación vivida durante el maratón, relatando que la productora se olvidó de entregarle su medalla durante la ceremonia, sino que fue al cabo de más de cinco horas cuando pudo recoger su reconocimiento.

“Sería ideal poder ser premiados cuando los más de 33 mil participantes aún están en el evento. Así podemos resaltar la inclusión o en mi caso, poder subir a recibir mi medalla y no tener que preguntar al final de la premiación el por qué mi categoría, varones con discapacidad motora en categorías con uso silla de ruedas paralímpica, no fue nombrada para tener una premiación u olvidada por la producción”, sentenció.

El mensaje de Aranguiz, terminaba señalando al gerente de la organización, uno de los principales responsables de estos hechos. “Puedo decir que me sentí ofendido por el trato recibido, despectivo y soberbio. Principalmente por esa persona que se identifica como gerente. Para ocupar ese puesto tan importante es requisito un poco de criterio. Esperar cinco horas para ser tratado de esa forma, no me parece”, cerró Guillermo en su perfil de Facebook.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *