Connect with us

Educación

7.500 estudiantes ciegos que vuelven a las aulas

Más del 99% de los niños y niñas con discapacidad visual estudian en centros ordinarios, con el apoyo de la ONCE y las Administraciones Educativas y con todos los materiales perfectamente adaptados

Publicado

el

Un niño ciego junto a su maestra
Imagen: alumno y un profesor con el metodo braitico - lectura braille - figuras en relieve

Un total de 7.413 estudiantes ciegos o con discapacidad visual grave de toda España regresan en estos días a las aulas junto al resto de sus compañeros. Para garantizar su absoluta normalización, alrededor de 430 maestros y maestras se encargarán de ofrecer una atención educativa individualizada en función de las necesidades de cada estudiante.

Más del 99% de este alumnado estudia en centros educativos ordinarios, en los que cuentan con el apoyo de los Equipos Específicos de Atención a las personas con discapacidad visual, fruto de los convenios de colaboración entre la ONCE y las diferentes Administraciones Educativas.

Estos cerca de 430 maestros y maestras (262 de ONCE y 162 de las Administraciones) son el profesional de referencia o coordinador del Plan Individual de Atención Educativa del alumno o alumna asignado en cada zona, con una cobertura que arranca con el nacimiento -con un programa de atención temprana- y sigue con la Educación Infantil, Primaria y Secundaria Obligatoria, Formación Profesional, Bachillerato y Universidad, e incluso en la etapa adulta si se trata de estudios reglados.

De esta manera, en el presente curso 2019/20, su actividad dará cobertura a esos 7.413 estudiantes ciegos y deficientes visuales, entre los que se incluye el alumnado con sordoceguera u otras discapacidades asociadas a la visual.

Por nivel educativo, se reparten de la siguiente manera: 1.388 escolares comienzan la Educación Infantil; 1.514 están escolarizados en Educación Primaria; 1.004 han llegado a la Educación Secundaria Obligatoria; 262 cursan Bachillerato; 349 se preparan en la Formación Profesional; 773 se enfrentan a la Universidad; y 2.123 están inscritos en otro tipo de enseñanzas.

La labor de los Equipos Específicos está coordinada desde los cinco Centros de Recursos Educativos (CRE) que la ONCE tiene en diferentes puntos de España para una cobertura global. Del mismo modo, el número de maestros está distribuido entre los diferentes equipos: 53 en el CRE de Alicante, 94 en el CRE de Barcelona, 126 en Madrid, 26 en el centro de Pontevedra y 125 en Sevilla.

Dos niños utilizando material accesible


Imagen: alumnos en clase. Alumnos aprendiendo con cuentos y libros en relieve y braille.

Intervención integral e individual

La tarea del maestro o maestra consiste en valorar al alumnado y elaborar una propuesta de intervención aplicada individualmente. Esto requiere la coordinación con otros profesionales, tanto pertenecientes a la ONCE (Técnico de Rehabilitación, Instructor en tiflotecnología y braille, Psicólogo, Pedagogo, Monitor de ocio y tiempo libre, Coordinador de Animación Sociocultural y Promoción Deportiva, Trabajador Social, y/o los especialistas en las áreas de especial dificultad como Matemáticas, Música, Educación Física, Ciencias, Tecnología, etc.), como pertenecientes a las administraciones (orientadores, maestros en pedagogía terapéutica, tutores de aula o especialistas, etc.).

En función de las necesidades del alumnado, la atención prestada puede variar: desde el seguimiento, asesoramiento y orientación al Centro Escolar donde se escolarice el estudiante, a una intervención directa con el alumnado para garantizar su inclusión tanto dentro como fuera del aula, tanto en aspectos académicos como relacionados con lo social (recreo, deporte, ocio y tiempo libre).

En función de las necesidades, el desplazamiento a los centros donde se escolariza el alumnado con ceguera o deficiencia visual es imprescindible para poder llevar a cabo sus actuaciones, una labor habitual de estos profesionales que se conocen a veces como maestros itinerantes, con visitas diarias, semanales, quincenales o trimestrales, en función de las necesidades.

Las áreas de intervención son muy diversas y arrancan con los primeros años y las instrumentales básicas (alfabetización y enseñanza del sistema braille) para recorrer el uso de la tecnología (adaptada en cada caso), autonomía personal (orientación y movilidad), competencia social, ajuste a la discapacidad, estimulación visual, adaptación de materiales de todo tipo, información y dotación de recursos y materiales, transcripción de textos a braille o sonido, etc.

Y con las familias

La labor de los profesionales de los Equipos Específicos, fruto de los convenios de colaboración entre la Administración Educativa y la ONCE, no solo se desarrolla con el alumnado y los centros donde se matriculan, sino  también con las familias de este alumnado, prestando información sobre las necesidades y capacidades de sus hijos e hijas, así como del trabajo que se está realizando, aportando los recursos humanos y materiales necesarios para que la inclusión de este alumnado sea una realidad, también desde casa.

La inclusión del alumnado con ceguera o discapacidad visual en el ámbito escolar es una realidad en la que toda la comunidad educativa está inmersa. Por ello, es necesario que los recursos didácticos y herramientas tecnológicas utilizadas en los centros respeten los principios de accesibilidad y diseño para todos.

Banner Rehatrans
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Educación

Advierten que la falta de recursos puede provocar el abandono escolar en alumnos sordos

Con esta advertencia se pretende que la comunidad educativa sea consciente de la gravedad del problema y le ponga solución

Publicado

el

La Confederación Estatal de Personas Sordas (CNSE) y su Comisión de Juventud Sorda (CJS-CNSE) han advertido en un comunicado de que la falta de recursos para el alumnado sordo puede provocar abandono escolar.

De esta manera, han puesto en marcha una campaña en redes sociales con la que pretenden sensibilizar a la comunidad educativa sobre los derechos del alumnado sordo. Esta campaña consiste en la publicación de varios vídeos protagonizados por jóvenes sordos, así como la edición de folletos y carteles que informan sobre la situación.

El primero de ellos,que ya supera las 25.000 visitas, está protagonizado por los estudiantes sordos del Centro Educativo Ponce de León de Madrid y es una recreación que refleja las experiencias del propio alumnado sordo ante la dificultad que supone el acceso a una educación equitativa, inclusiva y de calidad.

«Aunque el actual marco legislativo es garantista respecto a los derechos y necesidades de los alumnos sordos, nuestro día a día es muy distinto», explica el presidente de CJS-CNSE, Ander Bedialauneta. En este sentido, ha alertado de que el «constante incumplimiento» de estos derechos deriva, a su juicio, en «falta de información, aislamiento, y ,en muchas ocasiones, en una desmotivación o abandono de los estudios».

«Pretendemos que la comunidad educativa al completo sea consciente de la gravedad del problema, y le ponga solución» señala Bedialauneta, que califica de «urgente» garantizar la accesibilidad, la igualdad de oportunidades y la autonomía de del alumnado sordo, y permitirles elegir una educación bilingüe y bicultural que contemple la incorporación de la lengua de signos en los planes de estudio, así como en colegios, institutos, universidades y escuelas de idiomas».

Ante esta situación, Bedialauneta ha solicitado para el alumnado una dotación «suficiente» de intérpretes de lengua de signos y de las ayudas técnicas que precisen, «sin que optar por unas impida el acceso a las otras». «Todos los recursos son necesarios, todos suman», ha sentenciado.

Continue Leyendo

Educación

1 de cada 4 personas con discapacidad intelectual encuentran empleo gracias al programa de Fund. ONCE

Profesores y alumnos se dan cita en Madrid en el primer encuentro interuniversitario del programa UniDiversidad de Fundación ONCE
“El objetivo último es la empleabilidad”, recalcó el secretario general de Universidades

Publicado

el

Alumnos en la presentación
Alumnos: Fundación ONCE

Fundación ONCE hizo este martes balance del programa de incorporación de personas con discapacidad intelectual a la universidad y aseguró que 1 de cada 4 participantes consiguen empleo. La entidad celebró en Madrid el primer encuentro interuniversitario del programa UniDiversidad, que reunió a más de un centenar de profesores, alumnos universitarios y representantes del movimiento asociativo de personas con discapacidad.

La jornada sirvió para hacer balance del programa y para analizar los retos y oportunidades que supone la incorporación de estudiantes con discapacidad intelectual al mundo universitario.

El acto de inauguración contó con la presencia de José Manuel Pingarrón, secretario general de Universidades; José Carlos Gómez, presidente de CRUE-Universidades Españolas; José Luis Martínez Donoso, director general de Fundación ONCE; Isabel Martínez, directora de Programas con Universidades y Promoción del Talento Joven de Fundación ONCE; Rosa Díaz, decana de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Pablo Olavide de Sevilla y portavoz de las direcciones académicas de los programas; Lidia Ortiz, estudiante en la Universidad Miguel Hernández de Elche y representante del alumnado, y Rocío Camacho, HR Manager Corporativos de España Meliá y representante de las empresas que han colaborado en el programa.

En su intervención, Pingarrón felicitó a todos los que forman parte de esta iniciativa: a Fundación ONCE, “por su magnífico trabajo”, y a las empresas, y agradeció la implicación de las universidades y los alumnos, “que son los protagonistas”.

Animó a todos ellos a seguir adelante y aseguró que cuentan con el apoyo del Ministerio para “que cada vez la formación alcance a más población. El objetivo último”, recalcó, “es la empleabilidad”. Concluyó con su apoyo a Fundación ONCE: “hacéis una labor fundamental, para el sistema universitario y para este país”.

En respuesta al reto de la empleabilidad, el director general de Fundación ONCE, José Luis Martínez Donoso, aseguró que ya alcanza el 30% el número de alumnos que han encontrado un empleo después de participar en este programa, y animó a más empresas a sumarse al proyecto. “Cada día están más cerca y con mayor implicación”, se felicitó.

Por último, adelantó que este proyecto ha sido elegido por la Comisión Europea como el mejor programa de buenas prácticas de la Unión Europea, lo que se dará a conocer en Valencia el próximo 23 de octubre en un encuentro sobre el apoyo del Fondo Social Europeo para la integración sociolaboral de las personas con discapacidad intelectual.

Por parte de la CRUE, José Carlos Gómez insistió en la labor que tienen los centros de desarrollar las capacidades de todos de la mejor forma posible y de aprovechar el talento de cada persona, mientras que Rosa Díaz, en representación de las direcciones académicas de los programas, aseguró que el reto es consolidar esta iniciativa. “Que llegue a más población y que los programas se incluyan de manera oficial como otro grado”, afirmó.

La inauguración concluyó con la participación de Lidia en nombre de todos los alumnos. Aseguró que “para alcanzar un sueño no sirve el camino del miedo sino el camino de la fortaleza”, y mostró su deseo de que pronto todas las carreras universitarias se adapten para las personas con discapacidad.

UniDiversidad es una iniciativa impulsada por Fundación ONCE con el apoyo del Fondo Social Europeo para mejorar la formación y el acceso al empleo de los jóvenes con discapacidad intelectual, que representan un 40% de toda la juventud con discapacidad y que tienen mayores dificultades a la hora de encontrar trabajo. El programa se propone también dar a este colectivo la oportunidad de vivir el ambiente universitario.

Desde que se inició, en el curso 2017-2018, ya han pasado por él cerca de novecientos alumnos con discapacidad intelectual inscritos en el Sistema Nacional de Garantía Juvenil. En esta tercera edición participan un total de 23 universidades y unos 350 estudiantes.

El objetivo principal de este programa es implicar a las universidades, como agentes decisivos en la inclusión social, en la formación de jóvenes con discapacidad intelectual, cuyo acceso a la educación superior resulta aún insignificante.

Actualmente no hay datos estadísticos de personas con discapacidad intelectual en la educación superior y su presencia se limita a casos aislados. A nivel global, las personas con discapacidad sólo están representadas en un 1,7% en los estudios universitarios de grado y el porcentaje es aún inferior cuando hablamos de estudiantes de máster, posgrados o doctorados.

Solamente entre el 5 y 6% de las personas con discapacidad tienen estudios universitarios hoy en España, a pesar de que la Estrategia Europea 2020 habla de un horizonte del 40%.

EXPERIENCIA LABORAL

Las universidades participantes en esta iniciativa incluyen en sus programas formativos un periodo de prácticas en los campus o en empresas externas ordinarias. Estas prácticas se plantean en la modalidad de empleo con apoyo, para lo que los estudiantes cuentan con preparadores laborales.

Al finalizar la primera edición un total de 60 de 228 participantes (más del 26%) fueron contratados por las entidades o empresas en las que hicieron las prácticas.

Continue Leyendo

Actualidad

Profesores y alumnos analizan la incorporación de las personas con discapacidad intelectual a la universidad

El próximo 8 de octubre se celebrará el primer encuentro interuniversitario del programa UniDiversidad de Fundación ONCE

Publicado

el

Alumnos con discapacidad en la puerta de la Universidad
Alumnos con discapacidad en la puerta de la Universidad | Fundación ONCE

Más de un centenar de profesores y alumnos de las universidades españolas y del movimiento asociativo de personas con discapacidad que participan en el programa UniDiversidad de Fundación ONCE se reunirán el próximo 8 de octubre en Madrid para analizar los retos y oportunidades que supone la incorporación de las personas con discapacidad intelectual al mundo universitario.

Será en una jornada que tendrá lugar el próximo martes, 8 de octubre, en el Centro de Recursos Educativos de la ONCE en Madrid, situado en la Avenida Doctor García Tapia, 210, entre las 10.00 y las 17.00 horas.

La inauguración del encuentro está previsto que cuente con la presencia de José Manuel Pingarrón, secretario general de Universidades; José Carlos Gómez, presidente de CRUE-Universidades Españolas; Alberto Durán, vicepresidente Ejecutivo de Fundación ONCE, Rosa Díaz, decana de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Pablo Olavide de Sevilla y portavoz de las direcciones académicas de los programas; Almudena Puelma, alumna en la Universidad de Jaén y representante del alumnado, y Rocío Camacho, HR Manager Corporativos de España Meliá.

UniDiversidad es un programa impulsado por Fundación ONCE con el apoyo del Fondo Social Europeo, por el que ya han pasado cerca de novecientos alumnos con discapacidad intelectual inscritos en el Sistema Nacional de Garantía Juvenil.

Se inició en el curso 2017-2018 y en él participaron 15 universidades españolas, ocho menos que en la convocatoria actual, cuando se espera que el número total de alumnos inscritos alcance los 350.

El objetivo principal de este programa es implicar a las universidades, como agentes decisivos en la inclusión social, en la formación de jóvenes con discapacidad intelectual, cuyo acceso a la educación superior resulta aún insignificante.

Actualmente no hay datos estadísticos de personas con discapacidad intelectual en la educación superior y su presencia se limita a casos aislados. A nivel global, las personas con discapacidad sólo están representadas en un 1,7% en los estudios universitarios de grado y el porcentaje es aún inferior cuando hablamos de estudiantes de máster, posgrados o doctorados.

Solamente entre el 5 y 6% de las personas con discapacidad tienen estudios universitarios hoy en España, a pesar de que la Estrategia Europea 2020 habla de un horizonte del 40%.

EXPERIENCIA LABORAL

Las universidades participantes en esta iniciativa incluyen en sus programas formativos un periodo de prácticas en los campus o en empresas externas ordinarias. Estas prácticas se plantean en la modalidad de empleo con apoyo, para lo que los estudiantes cuentan con preparadores laborales. 

Al finalizar las dos primeras ediciones, un total de 60 de los 551 participantes fueron contratados por las entidades o empresas en las que hicieron las prácticas.

Continue Leyendo
BANNER TRAVEL XPERIENCIE

Lo más leído hoy