Síguenos

Actualidad

Piden 11 de cárcel para el ‘Violador de estilete’ por forzar sexualmente a una mujer con discapacidad

Publicado

el

Los hechos ocurrieron en diciembre de 2017, cuando los dos procesados convivían junto a la víctima en un piso de alquiler en Oviedo. Fue entonces cuando mantenían una relación de amistad con ella y eran conocedores de su discapacidad psíquica del 65%.

La víctima, de 27 años de edad, padece trastorno depresivo recurrente de etiología psicógena, alteración de la conducta por trastorno obsesivo compulsivo de la personalidad de etiología idiopática y trastorno mental por trastorno somatoforme de etiología idiopática.

Debida a la relación de los acusados con la víctima, conocían que la mujer tenía acceso a la cuenta del banco de su abuelo, por lo que se aprovecharon para sacar 1.700 euros de su cuenta, a pesar de que la víctima se negó, tuvo que ceder debido a las amenazas de muerte que recibía por parte de los individuos.

Según el relato fiscal, sobre las 12:30 horas del día 22 diciembre de 2017, cuando la víctima se encontraba durmiendo, el acusado entró en la habitación y comenzó a tocarle los pechos por debajo de la camiseta, lo que la despertó.

«Si dices algo, te mato»

“Vamos a tener relaciones sexuales, quieras tú o no”, fueron las palabras del acusado en el momento que se dio cuenta de que la víctima estaba despierta. En ese momento comenzó a bajarle los pantalones del pijama y la ropa interior, pese el horror y las negaciones de la mujer, el procesado la agredió sexualmente para abandonar  la habitación con un: “Si dices algo, te mato”.

Por el miedo y el temor inculcado por el presunto violador, la víctima no denunció los hechos. Esa misma tarde, el acusado la obligó a que la acompañara hasta la localidad de Moreda, donde supuestamente iba a residir acompañada de los dos procesados y otras personas en un piso.

Sobre las 20:20 horas del 23 de diciembre, la acusada junto con otro individuo, entró a la habitación de ella, y sin mediar palabra la agredieron dándole puñetazos y diciéndole que la iban a matar.

Pese a ello, la acusada pudo lograr zafarse de ellos y abandonar el piso corriendo, y desde un comercio cercano, avisar a la Guardia Civil, que la terminó trasladando al Hospital Álvarez Buylla de Mieres. Finalmente, fueron estos hechos los que empujaron a la víctima a tomar medidas legales y denunciarlos ante la policía.

Robo en su vivienda

Mientras, el ‘violador del estilete’ aprovechó la ausencia y del cajón de la mesilla de noche de la habitación que le había asignado a la víctima en el piso de Moreda, le cogió el DNI, la cartilla bancaria de su abuelo, la tarjeta sanitaria, el teléfono móvil y las llaves de la casa de su abuelo y, utilizando las mismas, entró en el piso, donde se apropió de dos relojes y diversas joyas. A continuación se desplazó hasta el hospital para devolverle las llaves de la vivienda, quedándose con el resto de los efectos.

Sin embargo, la policía detuvo a los procesados, recuperando el teléfono móvil y todos los bienes que el acusad había sustraído del piso del abuelo de la víctima.

Por esta razón, la Fiscalía considera estos hechos como un delito de agresión sexual, un delito de robo con fuerza en las cosas con empleo de llave falsa y un delito continuado de robo con intimidación. El Ministerio Fiscal, por ello, solicita una pena de 11 años y seis meses de prisión para el acusado y 6 años para la acusada.

Banner Rehatrans
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído hoy