El ‘chupa-chup’ de hielo que reduce los efectos de la quimioterapia

Miembros de la asociación enseñando el 'chupa-chups'
Miembros de la asociación enseñando el 'chupa-chups'

La asociación sin ánimo de lucro We can be heroes, nacida en Valladolid, pone a disposición de los pacientes de cáncer los moldes para hacer ‘chupa-chuses’ de hielo, específicos para su uso en el tratamiento de quimioterapia y así evitar uno de sus efectos secundarios, la mucositis.

La mucositis es una inflamación en la mucosa del interior de la boca y la garganta que puede generar úlceras y llagas en la boca y que se produce hasta en el 40 % de las personas que reciben quimioterapia.

Hasta ahora, los hospitales de Valladolid ofrecían una manera de controlar la mucositis: chupar cubitos de hielo durante cada sesión de quimioterapia. El molde resuelve la incomodidad de chupar un cubito de hielo tradicional, al no tener un soporte para agarrarlo y evita tomar polos de sabores, que resultan indigestos para los pacientes.

Dicho proyecto se ha desarrollado en base a la experiencia personal de Ana, la presidenta de We can be heroes, una joven que superó un cáncer de mama con tan solo 26 años.

El molde, apto para congeladores, realiza una piedra de hielo adaptado a la forma de la boca y contiene un palo para facilitar su utilización durante el tratamiento.

El desarrollo del proyecto se ha llevado a cabo con la colaboración del Grupo de Investigación BISITE, de la Universidad de Salamanca, que dirige el Vicerrector de Investigación y Transferencia, Juan Manuel Corchado y con la ayuda de Plásticos Durex, la industria que los ha fabricado.

Para su financiación –el molde tiene un coste de 8.470 euros más un euro por cada unidad fabricada- la asociación ha desarrollado eventos y actividades solidarias durante todo el año, que han contado con la participación y el apoyo de miles de personas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *